3/11/2010

SM Puerto Rico






El nacimiento del Sol y la Luna

Parque Rivadavia está muy venido abajo…


Parque Rivadavia, el lugar en el que he encontrado tantas maravillas como libros jamás reeditados de Fontanarrosa o Quino, donde también completé mis dos tomos de “Érase una vez el Hombre” o compré maravillosos fascículos como “La historia de los comcis” finalmente tocó fondo.

El pasado domingo descubrí que un puesto exhibía varias revistas Billiken con tapas de “mi” Mono Relojero. No me atreví a preguntar el precio… algunas cosas es mejor ignorarlas.